Prepararse, cuanto antes mejor

publicado en: Noticias | 0

Se dice que los niños son como esponjas de información y conocimientos, su cerebro tiene una plasticidad potente que les ayuda a aprender de manera más fácil una segunda lengua o incluso una tercera. Los niños exigen y buscan conocer su entorno en todo momento, son seres que tras ciertas vivencias se originan las ganas de aprender cosas nuevas y desenvolverse de manera independiente. Esto se crea a partir de los viajes en familia, el deseo de consumir contenido audiovisual (películas o series) en su idioma original o la emoción de los niños de enseñar a sus padres sus conocimientos nuevos.

Y es que aprender un segundo idioma implica un esfuerzo para cualquier persona, niño o adulto, pero para los niños es mucho más fácil. Además se debe tener muy presente que motivar a los niños a aprender un idioma es abrirles puertas en su futuro.

El aprendizaje de inglés desde niños aumenta las posibilidades de éxito laboral.

Beneficios de aprender idiomas

Exponer a un niño de entre dos a cuatro años a un segundo idioma le ayudará a tener una mayor fluidez en dicho idioma que si toma clases de idiomas mucho más tarde.

Como se ha mencionado anteriormente, el cerebro de los niños son plásticos, como esponjas que no paran de absorber nueva información y conocimientos, desarrollados para aprender cualquier lengua que acaba resultando en una mejor lingüística.

A partir de los ocho años los niños empiezan a perder cierta capacidad de escucha y de reproducir sin complicaciones nuevos sonidos como lo hacían antes. Por ello es tan importante que se inicien en el aprendizaje de idiomas de manera temprana.

Los últimos estudios sobre psicología y aprendizaje han demostrado que aprender segundos idiomas supone una serie de beneficios cognitivos como:

  • Una mayor capacidad creativa.
  • Una gran flexibilidad en la mente.
  • Grandes habilidades en la resolución de problemas.
  • Desarrollo de un pensamiento crítico propio.
  • Una alta capacidad de memoria.
  • Capacidad multitarea.
  • Un mayor nivel cultural.

Mayor rendimiento académico

El aprendizaje temprano de idiomas es 100% recomendable. La adquisición de un nuevo idioma es un proceso largo y complejo y si se inicia cuanto antes, mejor.

Los profesionales del desarrollo infantil recomiendan que los niños aprendan idiomas desde muy pequeños puesto que les ayudará a ser mucho más creativos, hábiles, rápidos y resolutivos. Es decir, adquirirán una mayor capacidad de concentración y serán mucho más ágiles y eficaces resolviendo todo tipo de cuestiones y problemas y será capaz de relacionar conceptos distintos entre sí con gran rapidez.

Por ejemplo, con el aprendizaje del inglés desde edad muy temprana, los niños tendrán un mayor acceso a dos culturas. Esto se traduce en un gran valor para su expediente académico y desarrollo intelectual así como también tendrá un impacto positivo en sus relaciones sociales y profesionales.

Entre la diversidad encontrarás Vibenglish

Vibenglish presenta una propuesta atractiva tanto para padres como para los niños. Y es que lo que más les interesa a los más pequeños de casa es divertirse y a los padres, supervisar esa diversión y saber que las clases online de inglés que están realizando son efectivas a corto y a largo plazo y que consigan evolucionar día a día.

Las clases de inglés online de Vibenglish presentan una serie de competencias como:

  • Profesores nativos que realizan un seguimiento personalizado del progreso de sus alumnos.
  • Se dispone de un acceso de 24 horas a todos los cursos y asignaturas y material extra en su plataforma virtual.
  • Son flexibles y se acomodan al horario que mejor se adapte a la rutina de cada niño/a.
  • Se busca el máximo rendimiento en el horario de aprendizaje.
  • Se establece una comunicación interactiva y constante en el idioma con el profesor nativo.
  • Se dispone de todas las herramientas digitales necesarias para mantener el foco en lo realmente importante: aprender inglés.

Mayor posibilidad de éxito laboral

Saber inglés se traduce en mayor empleabilidad, esto es, mayor posibilidad de encontrar trabajo y el trabajo deseado cuando se es adulto. El hecho de ser bilingüe o tener un amplio dominio del inglés abrirá más puertas en el mercado laboral puesto que actualmente el 85% de las ofertas de empleo lo demandan.

Es necesario recordar que se trata del tercer idioma más hablado en el mundo y es la lengua oficial de la mayoría de las potencias mundiales. Aprender inglés es una parte de la formación académica de cada niño que debería ser vital pues, como se ha visto, es sin duda la mejor inversión para su futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *